Header Ad

Como en Star Wars: NASA logró el primer “holotransporte” espacial

Este evento histórico marcará un antes y un después en la telecomunicación de los astronautas al permitirles “teletransportarse” entre la Tierra y el espacio exterior

“Nuestra entidad humana puede viajar fuera del planeta. Nuestro cuerpo físico no está ahí”, aseguró el cirujano de vuelo de la NASA, el Dr. Josef Schmid tras la primer holoportación de la Tierra al espacio que fue realizado el 8 de octubre del 2021 y apenas revelado este año por la agencia espacial.

A través de un comunicado se dio a conocer el evento histórico en el que siete personas fueron “llevadas” hasta la Estación Espacial Internacional (IEE, por sus siglas en inglés) sin tener que viajar en un cohete espacial y salir del planeta Tierra.

Antes de este evento, las holoportaciones espaciales eran solo existían en la ciencia ficción como Star Wars o Star Trek, sin embargo, ahora son una realidad. Usando la cámara Microsoft Hololens Kinect y una computadora personal con software personalizado de Aexa, el astronauta de la ESA (Agencia Espacial Europea) Thomas Pesquet tuvo una conversación bidireccional con imágenes en vivo de Schmid y Fernando De La Pena Llaca, CEO de AEXA Aerospace.

“Este fue el primer apretón de manos de holoportación de la Tierra en el espacio”, dijo la NASA

Esta tecnología de captura, detalló la NASA, permite reconstruir, comprimir y transmitir en vivo y en tiempo real modelos 3D de personas de alta calidad. Al combinarse las pantallas de realidad mixta como HoloLens, permite a los usuarios ver, escuchar e interactuar con participantes remotos en 3D como si estuvieran en el mismo lugar físico.

Aunque desde el 2016 esta holoportación ha sido usada por Microsoft, es la primera vez que se usa en un entorno tan complicado y lejano como es el EEI en el espacio exterior.

“Es una nueva forma de exploración humana, donde nuestra entidad humana puede viajar fuera del planeta. Nuestro cuerpo físico no está ahí, pero nuestra entidad humana absolutamente está ahí”, dijo Schmid.
Aseguró el científico que no importa que la estación espacial esté viajando a 17,500 mph y en constante movimiento en órbita a 250 millas sobre la Tierra, ya que con la holoportación el astronauta puede ir a la Estación Espacial en algunos minutos, hablar y convivir con los demás miembros de la tripulación. O viceversa, traerá al astronauta a la Tierra para visitar a sus compañeros y familia.

Esta modalidad, aunque surgió como un interés de la telemedicina en 3D para ayudar a mantener saludables a los astronautas, está demostrando que puede ser una nueva forma de comunicación: precursora para un uso más amplio en futuras misiones.

“Usaremos esto para nuestras conferencias médicas privadas, conferencias psiquiátricas privadas, conferencias familiares privadas y para traer personalidades a la estación espacial para visitar a los astronautas”.

Asimismo, aseguran que el siguiente paso de la holoportación será combinarla con la realidad aumentada y posteriormente con la háptica para finalidades enfocadas a la teleautoría.

“Imagínese que puede traer al mejor instructor o al diseñador real de una tecnología particularmente compleja justo a su lado dondequiera […] Pueden trabajar juntos en el dispositivo, como dos de los mejores cirujanos trabajando durante una operación. Esto tranquilizaría a todos sabiendo que el mejor equipo está trabajando en conjunto en una pieza crítica de hardware”, dijo Schmid.

También se prevé que la holoportación y herramientas como estas pueda tener grandes implicaciones en el futuro de los viajes del espacio profundo, sobre todo si se planea la posibilidad de hacer misiones a Marte. Es decir, podrían ser tal y como en las películas se ha presentado.